Piel suave como la seda con Clarins Gommage Exfoliant Peau Neuve


Ahora que empieza el buen tiempo y desempolvamos las camisetas de manga corta, faldas y shorts, es momento de reparar los estragos del invierno en la piel. Granitos, descamaciones, rugosidades... nada como una buena crema exfoliante corporal para deshacernos de ellos y lucir palmito con una piel suave, hidratada y bonita.

El exfoliante "piel nueva" de Clarins, con polvos de bambú y extractos de moringa, mimosa y regaliz, elimina suavemente las descamaciones de la piel, ayudando a que ésta se renueve y a que cualquier tratamiento corporal aplicado después sea más efectivo.


Es una crema rosada con microgránulos de silicio (componente del bambú) que se puede usar en seco o en mojado, dando un suave masaje en cualquier parte del cuerpo, insistiendo especialmente en las zonas más ásperas o rugosas, como rodillas, codos y talones.

Hay bastantes cosas que hacen que éste sea el único exfoliante cuya compra he repetido varias veces a lo largo de los años:


  • No es demasiado agresivo con la piel: algunos exfoliantes tienen partículas de azúcar o microcristales demasiado grandes y agresivos con la piel, que se notan un tanto desagradables al frotar, ya que producen microcortes. Las microesferas de sílicio de bambú de este producto hacen su trabajo de manera efectiva sin agredir la piel, especialmente en mojado. La sensación es parecida a estar frotando el cuerpo con arena mojada, pero más suave y muy agradable.
  • Huele muy bien: no sabría describir a qué, pero huele genial, al estilo de un producto de spa, y deja la piel ligeramente perfumada.
  • Se aclara sin residuos: se aclara en segundos en la ducha, sin dejar residuos en la piel o en el fondo de la ducha.
  • Deja la piel muy suave durante varios días, por lo que es suficiente con usarlo 1 o 2 veces por semana, pero en ocasiones lo he utilizado a diario sin notar ningún tipo de irritación.


Poco más se puede decir de una crema exfoliante que cumple lo que promete, mimando la piel y haciendo que salgas de la ducha con la sensación de haber recibido un tratamiento de spa. He perdido la cuenta de cuántos años llevo usándolo, porque por el momento siempre vuelvo a él tras probar los de otras marcas y que no me convenzan.


No es un producto barato, como es habitual en Clarins, unos 35 € de media en perfumerías y 25 € aquí, pero sus 200 ml dan para mucho, ya que sólo hace falta una pequeña cantidad cada vez y es suficiente con 1 o 2 veces por semana, por lo que me suele durar casi todo el año. Sin duda este es mi exfoliante corporal favorito, y la única razón por la que no le doy 5 estrellas es por su precio.





Podeis encontrarlo en vuestra perfumería habitural, la web oficial de la marca, y más barato en:

2 comentarios:

  1. Tiene muy buena pinta pero con ese precio bufff! Creo que buscaré otras alternativas. por cierto, gracias pro comentar mi blog, el bolso sí es transparente! Es mi bolso favorito, lleva conmigo desde que Furla sacó su colección Candy Bag hace dos años (creo, igual son tres jaja!) y no me canso de él!!

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No me extraña, es muy original y encima grande para meter de todo, como a mí me gustan :)

      La exfoliante ésta sí es cara, por eso no le doy las 5 estrellas, pero al final dura una eternidad, así que a mí me compensa. Con otras baratillas o no me gusta lo agresivas que son, o hace falta usar medio bote para que hagan algo, mientras que ésta es de textura perfecta...pero sí, carilla jejeje Un beso.

      Eliminar

¿Qué te ha parecido esta entrada?
♥ Tu opinión me interesa y me ayuda a mejorar el blog ♥
¡ Anímate a dejar algún comentario !